Ovario poliquístico: ¿entiendo de qué se trata?

Un diagnóstico bastante más común de lo que se quisiera: ovario poliquístico. Resistencia a la insulina, acné, reglas irregulares o ausentes, infertilidad, caída de cabello (e hirsutismo), exceso de peso, cambios de ánimo... ufff, ¡qué pesadez! ¿por qué? Y sobre todo, ¿qué puedes hacer? Porque quedarte de brazos cruzados soportando los síntomas no creo que sea la idea.

https://allbodies.com/

El ovario poliquístico (SOP) es el desorden endocrino más común en mujeres, y se relaciona con un desbalance de hormonas. Es considerado un síndrome, es decir que en su presentación hay un conjunto de signos y síntomas. Esto no implica que todas las mujeres con SOP van a presentar todos los síntomas, y en efecto se constata una enorme variabilidad. Afecta aproximadamente al 5-15% de mujeres en edad reproductiva. El SOP se relaciona con problemas crónicos de ovulación, reglas irregulares, y exceso de producción de hormonas masculinas (andrógenos). Si partimos de que el cuerpo es un ente interconectado, esta alteración puede afectar la salud endocrina, metabólica y cardiovascular. Lamentablemente, no siempre es diagnosticado de manera temprana.

Causas de SOP

Hay dos causas principales: resistencia a la insulina e inflamación crónica.

Principales signos y síntomas que pueden asociarse a SOP

  • reglas irregulares o ausentes

  • niveles incrementados de hormonas masculinas

  • infertilidad (o fertilidad limitada)

  • incrementos de peso (o dificultad para perdelo)

  • resistencia a la insulina

  • acné (sobre todo en la adultez)

  • pérdida de pelo

  • hirsutismo (aparición de vello corporal siguiendo el patrón masculino)

  • fatiga

  • cambios de ánimo, ansiedad, depresión

Complicaciones potenciales de SOP

  • infertilidad

  • diabetes gestacional o pre-eclampsia

  • abortos espontáneos o parto prematuro

  • hígado graso no alcohólico

  • sindrome metabólico

  • prediabetes o diabetes tipo II

  • apnea del sueño

En algunos casos este síndrome es tratado usando fármacos, pero pienso que es fundamental empezar por un manejo adecuado del estilo de vida, principalmente de la alimentación. Si ya tienes este diagnóstico, ¿cómo puedes mejorar tu salud hormonal? La alimentación es FUNDAMENTAL. Para reducir la inflamación crónica, mejorar la sensibilidad a la insulina y balancear el azúcar en sangre debes tener una alimentación anti-inflamatoria, rica en nutrientes. Y si hay exceso de peso, es muy importante perderlo. La grasa corporal en exceso no es simplemente un componente que 'no te gusta', sino que por sí misma es inflamatoria.

Lo que se persigue con esto es disminuir la inflamación, que tu insulina funcione mejor, que tus azúcares en sangre estén más controlados, que haya menos sustancias tóxicas en tu cuerpo (piensa en todas las que hay en los alimentos procesados y ultra-procesados, y en los productos de cuidado personal...), y que tu cuerpo disponga de más nutrientes para trabajar. Antes que nada, retirar todo alimento o producto alimenticio inflamatorio.

Quitas lo que te inflama

  • azúcares refinados

  • harinas refinadas y todos sus derivados (pan, galletas, kekes, etc)

  • cualquier producto alimenticio que se transforme rápidamente en azúcar en el cuerpo

  • gaseosas y cualquier líquido azucarado

  • gluten

  • lácteos convencionales (pueden provenir de animales no orgánicos, tratados con hormonas y/o antibióticos)

  • proteínas no orgánicas (pueden contener hormonas, esteroides, pesticidas, antibióticos)

  • productos procesados (contienen aditivos químicos tóxicos y preservantes)

  • aceites vegetales procesados (canola, soya, maíz, girasol, etc, fabricados a partir de semillas)

  • grasas trans

Incorporas lo que te nutre y desinflama

  • alimentos naturales, no procesados, orgánicos (los pesticidas pueden afectar los estrógenos y otras hormonas)

  • variedad de verduras: crucíferas como brócoli, coliflor, pak choy, coles de Bruselas...

  • variedad de frutas con contenido de fructosa/glucosa medio a bajo (arándanos, fresas, frambuesas, moras, lima, limón, coco, toronja, yacón, etc)

  • hierbas aromáticas naturales

  • proteínas de fuentes naturales, orgánicas si posible (carnes en general, aves, pescados y mariscos, huevos)

  • grasas buenas (palta, aceitunas, coco, sus aceites-de oliva, de palta, de coco-, ghee)

  • ácidos grasos omega 3

Qué debes buscar

  • si tienes exceso de peso, perderlo

  • balancear la hormonas, sobre todo la insulina y el cortisol

  • evitar disruptores endocrinos (y aquí)

  • evitar xenoestrógenos como ftalatos, bisfenol A (BPA) y parabenos

  • reducir los niveles de cortisol

Todas estas estrategias que menciono te ayudarán si tienes un diagnóstico de SOP. Pero mejor que eso, sin duda promoverán tu salud en general. Porque recuerda que tu cuerpo no es una simple sumatoria de partes que se pueden manejar como si fueran independientes... No. El cuerpo es un organismo complejo, formado por partes interdependientes. Lo que afecta a un sistema, por ejemplo el reproductor, terminará, en alguna medida, afectando a todo tu cuerpo.

Adaptado de:

https://drjockers.com/pcos-support-strategies/

1088 visualizaciones
Destacados
Archivo