#Receta: Encuentros de pollo al horno con ajonjolí

Mezcla de sabores con toques orientales para conseguir un resultado muy sabroso, además de nutritivo. Proteína de alto valor biológico, verduras y semillas se complementan muy bien en una combinación que saldrá de lo común. Te animo a probarlo, ¡no te vas a arrepentir!

Imagen de Alex Lau para Tastemade

INGREDIENTES (4)

  • 6 encuentros de pollo (con hueso), aprox 1 k, si posible orgánico

  • Sal de Maras o marina

  • 2 cucharadas de aceite de ajonjolí, de preferencia tostado, en porciones divididas

  • 1/2 k zanahorias chicas, bien lavadas

  • 2 cucharadas de sillao (opción sin gluten: Salsa Tamari)

  • 2 cucharadas salsa Sriracha (o alguna salsa picante, opcional)

  • 2 cucharadas de vinagre de arroz

  • 1 cucharada de miel

  • 1 trozo de kión, aprox 2.5 cm

  • 3 ramas cebollita china

  • Ajonjolí tostado (para servir)

PREPARACIÓN (imágenes)
  1. Precalentar horno a 425°F

  2. Poner a calentar una sartén grande, de preferencia de fierro forjado, a fuego medio-bajo

  3. Secar los encuentros con papel toalla y sazonar enteramente con sal de Maras. Pintar solo uno de los lados con 1 cucharada de aceite de oliva

  4. Colocar los encuentros en la sartén con la piel hacia abajo. Cocinar hasta que suelten lo suficiente de su propia grasa para cubrir el fondo de la sartén, unos 5 minutos. Cuando la piel se empiece a dorar, subir el fuego a medio. Girar la sartén de cuando en cuando para que se cocinen parejo. Levantar con cuidado los encuentros para que la grasa que suelten se deposite en la base. (Si este proceso demora, dejar un tiempo extra)

  5. Mientras se cocinan los encuentros, cortar 1/2 k de zanahorias en trozos de 10 cm

  6. Cocinar los encuentros hasta que la carne esté opaca en todo el rededor y la piel esté bien dorada, 10-12 minutos en total. Transferir con la piel hacia arriba a un plato

  7. Descartar toda la grasa de la sartén, dejando solo el equivalente de 2 cucharadas (que quede solo una capa fina) y calentar a fuego medio-alto. Añadir las zanahorias, colocándolas lado a lado (que no se sobrepongan). Cocinar, sin mover, hasta que doren de un lado, aprox 5 minutos. Darles vuelta (lo dorado hacia arriba), y sazonar ligeramente con sal

  8. Seguir cocinando las zanahorias hasta que se dore el otro lado, unos 2 minutos adicionales. Apagar la hornilla y transferir la sartén al horno. Hornear hasta que si se inserta un mondadientes o palito de brocheta, traspasa fácilmente el exterior de la zanahoria, pero encuentra resistencia en el centro, unos 8-10 minutos

  9. Mientras se hornean las zanahorias, mezclar el sillao (o Tamari), Sriracha (opcional), vinagre de arroz y miel y 1 cucharada de aceite de oliva en un bol pequeño. Pelar el trozo de kión y descartar cáscara. Rallar el kión con un rallador microplano, y mezclar bien

  10. Retirar sartén del horno con mucho cuidado (estará muy caliente) y colocar sobre la hornilla. Acomodar los encuentros sobre las zanahorias y bañar con la salsa. Regresar la sartén al horno y hornear hasta que los encuentros estén cocidos (con termómetro, si se desea: 165° en la parte más gruesa del pollo, los jugos salen transparentes, la salsa está caramelizada sobre la piel de los encuentros, y las zanahorias están tiernas), 12-18 minutos

  11. Retirar del horno y dejar reposar 10 minutos

  12. Mientras tanto, cortar delgado en diagonal la cebollita china

  13. Transferir el pollo, las zanahorias a una fuente para servir y bañar encima con los jugos de la sartén. Adornar con la cebollita china picada y el ajonjolí. Servir

Fuente:

Tastemade, receta de Claire Saffitz

255 visualizaciones
Destacados
Archivo